Blogs
Atrás

Prueba del nuevo Audi A3 Sportback 2020 en QUADIS

Prueba del nuevo Audi A3 Sportback 2020 en QUADIS

play
play

En 1996 llegaba a los mercados el primer Audi A3, diseñado para ocupar un lugar importante dentro del segmento de los vehículos compactos Premium. A lo largo de los años, gracias a su alto nivel de ventas en todo el mundo, ha conseguido convertirse en uno de los modelos más importantes del fabricante alemán. Ahora llega el nuevo Audi A3 Sportback 2020, una cuarta generación que busca superar los altos niveles ofrecidos por la generación anterior. Lo hemos podido conducir y nos ha dejado claro que lo ha conseguido.

El nuevo Audi A3 Sportback 2020 mantiene las proporciones de un compacto, pero ofrece una imagen muy deportiva por su llamativo frontal. Y es que, a unas líneas muy afiladas que aportan presencia y agresividad, se unen una gran parrilla Singleframe hexagonal y unas grandes entradas de aire laterales que, aunque son simuladas, recuerdan a todo un icono de la marca, el Audi Sport Quattro.

El diseño exterior del nuevo Audi A3 Sportback 2020 consigue mejorar el coeficiente aerodinámico de la generación anterior. El nervio de la línea de cintura que recorre el lateral del vehículo hace que la carrocería se muestre más musculosa, reafirma los pasos de rueda y da la sensación de que va más aplomado a la carretera. También destacan las nuevas ópticas, que cuentan con la firma luminosa de Audi.

El habitáculo del Audi A3 Sportback 2020 está equipado, de serie, con un cuadro de instrumentos digital, con una pantalla de 10,25 pulgadas, así como el MMI touch, con otra pantalla de 10,1 pulgadas. De forma opcional se puede elegir el Audi Virtual cockpit plus, con una pantalla de 12,3 pulgadas y que añade funciones adicionales y muestra más información de la que da el tacómetro, y el Head-up display, que proyecta en el parabrisas la información más importante.

Los acabados del Audi A3 Sportback 2020 son de una gran calidad, con plásticos mullidos y agradables, plásticos duros de buen aspecto y un aumento de la rigidez de torsión con la que nada cruje ni desentona al circular por una carretera con curvas constantes y fuertes cambios de apoyo. Otro punto a destacar es que la consola central está orientada hacia el conductor, lo que consigue mejorar la experiencia de conducción.

A nivel tecnológico, el nuevo Audi A3 Sportback 2020 equipa de serie diversos sistemas de seguridad activa, destacando el pre sense front, cuyos sensores permiten evitar colisiones inminentes, o el aviso de salida de carril involuntario. Esta tecnología y una dimensiones ligeramente mayores, hacen que el peso aumente unos 100kg de media con respecto a la generación, pero el consumo también ha mejorado, homologando una media de 4,5 litros a los 100 kilómetros.

En carretera, la pisada del Audi A3 Sportback 2020 es firme y su nivel de rodadura es impecable. Y la calidad de este compacto Premium queda demostrada cuando se circula un poco más alegre. Una opción recomendable es equipar suspensiones adaptativas, que se ajustan a la carretera y al modo de conducción, y mejoran la estabilidad del vehículo. Y otra novedad destacable es el nuevo control modular dinámico de estabilidad, capaz de mejorar la respuesta si el sistema tiene que actuar.

La prueba del nuevo Audi A3 Sportback 2020 ha sido realizada por Oriol Llardén, Experto en Automoción de QUADIS. Tras el test, que confirma que esta cuarta generación ha logrado mejorar los altos niveles de la generación anterior, destaca tres aspectos: el empuje instantáneo del motor en cualquier régimen, la estabilidad en el paso por curva y su renovado interior.

Visítanos en nuestros concesionarios oficiales Audi, Motorsol y Marzá, y podrás conocer y probar el nuevo Audi A3 Sportback 2020.