10/08/2021
3 min.
21
120
Un prototipo futurista equipado con un innovador concepto de propulsión.
Índice de contenidos del artículo Índice del artículo
Mostrar

Audi quiere convertirse en la primera marca en ganar el Rally Dakar con un sistema de propulsión electrificado. Y lo quiere hacer compitiendo por la victoria contra coches con motores de combustión.

Con este ambicioso objetivo, Audi ha desarrollado desde cero y en un tiempo récord de apenas un año el RS Q e-tron. Este prototipo, que representa la vanguardia de la técnica, ya ha iniciado un intensivo programa de pruebas con la vista puesta en competir el próximo enero en el Rally Dakar.

Este será posiblemente el mayor desafío jamás afrontado hasta ahora por un coche electrificado: el rally más duro del mundo son dos semanas con etapas diarias de hasta 800 kilómetros.

Un coche electrificado en el desierto

En pleno desierto, la recarga de la batería será uno de los principales retos. La marca de los cuatro aros ha optado por un concepto innovador: a bordo del Audi RS Q e-tron se instala el motor TFSI procedente del DTM, que forma parte de un sistema convertidor de energía encargado de recargar la batería de alto voltaje durante la conducción.

El sistema de propulsión del Audi RS Q e-tron es eléctrico. Tanto en el eje delantero como en el trasero se instala una unidad motor-generador (MGU) como las que utiliza el actual Audi e-tron FE07 desarrollado por Audi Sport para la temporada 2021 de la Fórmula E.

Una tercera unidad MGU forma parte del convertidor de energía y se utiliza para recargar la batería de alto voltaje mientras se conduce. Además, el coche cuenta con un sistema de recuperación de energía durante la frenada. La batería pesa alrededor de 370 kilogramos y tiene una capacidad de 50 kWh.

Stefan Dreyer, responsable de desarrollo de proyectos para competición de Audi Sport explica que “es en las baterías donde reside el mayor potencial de desarrollo de la movilidad eléctrica. Lo que aprendamos del exigente proyecto del Dakar podremos aplicarlo a nuestros futuros coches de calle”.

Sin transmisión ni diferencial

El Audi RS Q e-tron solo necesita una marcha adelante. Al igual que en los vehículos eléctricos de la marca no existen ejes de transmisión ni diferencial mecánico. El software desarrollado por Audi se encarga de distribuir el par entre los ejes, lo que permite ahorrar peso y espacio.

Audi ha tenido que comenzar el desarrollo sin que se haya concretado la normativa de la carrera para vehículos con sistemas de propulsión alternativo. Esto está conllevando incertidumbres como la potencia máxima. El sistema de propulsión eléctrico desarrolla hasta 500 kW (680 CV), pero la organización del Rally Dakar todavía no ha decidido cuál será la potencia que se podrá utilizar durante la carrera.

Audi fue la primera marca en ganar las 24 Horas de Le Mans con un prototipo electrificado. Ahora queremos marcar el inicio de una nueva era en el Rally Dakar, al tiempo que ensayamos y desarrollamos nuestra tecnología e-tron en condiciones extremas”, explica Julius Seebach, Director de Audi Sport GmbH y responsable de Motorsport en Audi.

Ven a nuestros concesionarios oficiales Audi, Motorsol y Marzá, y descubre la gama eléctrica Audi e-tron.

Pon una valoración a este artículo.

¡Tu valoración nos ayuda a mejorar los contenidos que ofrecemos!

Descubre la gama de vehículos Audi

Conocer

¿Quieres ver todos los Audi en stock?

Ver vehículos

Más temáticas del blog de QUADIS

¿Ya estás suscrito a nuestra newsletter?

Entérate de promociones,novedades,noticias... ¡Y mucho más!