Desde hace 55 años, las siglas AMG son conocidas en todo el mundo automovilístico como sinónimo de máximas prestaciones, exclusividad y un alto dinamismo de conducción. La marca se ha animado a celebrar este cumpleaños, y la primera sorpresa que nos tenía preparada es el exclusivo Mercedes-AMG G 63 “Edition 55”.

La Clase G ya es de por sí un coche de culto entre los aficionados al todoterreno. Ahora, en esta versión especial de edición limitada, un equipamiento ultra refinado subraya el compromiso de Mercedes-AMG de ofrecer siempre la máxima individualidad y exclusividad.

Equipamiento y acabados exclusivos

La carrocería Mercedes-AMG G 63 “Edition 55” está disponible en dos opciones de color: Obsidian Black metalizado o el brillante G Manufaktur Opalite White. En ambos casos el color de los laterales está armonizado con el emblema AMG.

Las impresionantes llantas forjadas AMG de 22 pulgadas con un diseño de radios cruzados vienen pintadas en gris tantalio mate y con el reborde de alto brillo. El exterior exhibe además otros contrastes excitantes gracias al Paquete Nocturno AMG y el Paquete Nocturno AMG II.

En el interior el Mercedes-AMG G 63 “Edition 55” apuesta por un atrevido contraste entre negro y rojo. Así, en los umbrales de las puertas de acero inoxidable la inscripción AMG iluminada en rojo da la bienvenida al conductor. Este atrevido juego de colores se repite en las alfombrillas AMG negras de terciopelo, que presentan costuras de contraste y la inscripción "Edition 55" en rojo. También los asientos AMG de diseño específico están tapizados en cuero napa bicolor.

Las referencias al 55 aniversario aparecen en el volante AMG Performance de microfibra DINAMICA.

La obsesiva atención al detalle se nota en elementos como el tapón del depósito de combustible en cromo plateado con el rótulo AMG y la funda protectora personalizada que se incluye con el equipamiento de serie.

Un icono off-road

El actual Mercedes-AMG G 63 es el heredero de una larga historia conjunta que comparten AMG y la Clase G.

Sus capacidades off-road son muchas, y se centran en su potente motor V8 biturbo AMG de 585 CV y 850 Nm, la tracción integral con relación 40:60 y tres bloqueos de diferencial, el rapidísimo cambio automático de nueve velocidades, el tren de rodaje independiente de doble horquilla AMG Ride Control y la amortiguación regulable adaptativa. A todo ello hay que añadir la comodidad de los programas de conducción específicos de AMG y el lujoso interior.

23 años de la Clase G de alto rendimiento

El inicio de la historia conjunta de AMG y la Clase G se remonta al año 1999, cuando el G 55 AMG conmemoró el 20º aniversario de esta leyenda del todoterreno. El motor atmosférico de ocho cilindros y 5,5 litros con tecnología de tres válvulas y doble encendido producía 354 CV y desarrollaba un par máximo de 525 Nm.

En 2002, el G 63 AMG estrenó por primera vez un motor de doce cilindros en la Clase G. Producía 444 CV de potencia y 620 Nm, y solo se fabricó a petición exclusiva del cliente.

El modelo más potente fabricado hasta la fecha es el G 65 AMG de 2012, cuyo motor V12 alcanzaba 612 CV y 1.000 Nm.

Ahora, y hasta el próximo mes de octubre de 2022, ya puedes reservar tu unidad del exclusivo Mercedes-AMG G 63 “Edition 55” en los concesionarios oficiales QUADIS.

Si quieres conocer todas las novedades de la marca, visítanos en nuestros concesionarios oficiales AMG, Autolica, Cars Barcelona, MB Motors y Autolica Tarragona.