Blogs
Atrás

La colección de Ferraris del padre de Lance Stroll

La colección de Ferraris del padre de Lance Stroll

Si eres un seguidor habitual de la Formula 1, seguro que te suena el nombre de Lance Stroll, e incluso puede que hayas leído algunos artículos sobre este piloto canadiense, actualmente piloto de la escudería Williams.

La historia como piloto de Lance Stroll, que ostenta el récord de ser el más joven en haber logrado un podio en la F1 (con 18 años y 239 días), está íntimamente ligada a la pasión por el automovilismo, y especialmente a la Scuderia, de su padre, el empresario Lawrence Stroll.

Stroll posee una de las 1.000 fortunas más grandes del mundo, gracias a inversiones en marcas de moda que impulsaron el éxito mundial de Tommy Hilfiger o Ralph Lauren, entre otras prestigiosas firmas.

Lawrence Stroll siempre ha tenido una enorme pasión por el automovilismo, con especial devoción a la Scuderia, y gracias a su éxito empresarial ha podido cumplir su sueño de poseer un garaje con los modelos más importantes de la historia de la firma de Maranello. Y ahora sus esfuerzos se centran en su segundo sueño: apoyar la carrera deportiva de su hijo Lance Stroll para que un día sea Campeón del Mundo de Formula 1 al volante de un coche de la marca italiana.

 

Los Ferrari clásicos más icónicos

Entre la gran colección de Ferrari de Lawrence Stroll, que suma varias decenas de cavallinos rampantes, se encuentran muchas de las piezas más valiosas de la historia de la marca.

Así, entre sus vehículos se cuentan un Ferrari 250 GTO (actualmente el coche más caro del mundo), un Ferrari 250 Testa Rossa o un precioso Ferrari 250 GT California Spyder.

Además, Lawrence Stroll fue el comprador del Ferrari 275 GTB/4 NART Spider que, en el año 2013, estableció un record de venta en subasta con casi 30 millones de dólares.

Otras joyas de su colección son el Ferrari 330 P4 de los años 60, un auténtico icono del diseño italiano, así como el espectacular Ferrari 512 M y el más moderno Ferrari 288 GTO Evoluzione (una de las cinco unidades desarrolladas).

 

Una perfecta selección de Ferrari modernos

Aunque el primer cavallino que adquirió tras empezar a trabajar en la empresa familiar fue un Ferrari 308 GTS, Stroll siempre ha estado atento a las novedades de la marca para seguir ampliando su colección. De esta manera, los supercoches que Ferrari ha lanzado desde los años 80 y hasta la actualidad tienen un lugar destacado en su colección: 288 GTO, F40, F50, Enzo Ferrari y LaFerrari.

Por su parte, este museo particular también se ha ampliado con grandes coches de competición como el Ferrari 333 SP (el último sport-prototipo creado por la marca), Ferrari F40 GTE, Ferrari 360 GT o Ferrari 512 BB LM, sin olvidar los coches más exclusivos de los últimos años, desarrollados solo para los clientes más especiales de Ferrari: el FXX y el FXXK.

Aun así, siendo poseedor de la que es una de las colecciones de Ferrari más valiosas del mundo, Stroll no es un coleccionista de museo que solo adquiere los vehículos con vistas a su revaloración en el futuro. De hecho, no es extraño verle participar puntualmente en eventos de clásicos al volante del 250 GTO o el California Spyder, con la clara intención de disfrutar de sus adquisiciones.

En una entrevista a Ferrari Magazine, explicaba que “no pienso en los coches como piezas de museo o por el valor que tienen, e intento sentir las sensaciones que un Ferrari puede transmitirte tanto dentro como fuera del circuito”. Una perfecta elección para que el legado de Enzo Ferrari pueda seguir en movimiento y ser apreciado por los aficionados durante muchos años.

Imágenes: successstory.com, flatout.com.br, motor-chicche.blogspot.com, supercars.agent4stars.com, reddit.com, ultimatecarpage.com, forums.vwvortex.com, wheels24.co.za.

Os invitamos a seguir a QUADIS en FacebookInstagram y Twitter para estar informados sobre todas las novedades del mundo del automóvil.